Archive Page 2

18
Dic
15

Inauguración de “La mujer de la cópula de sal”

Hoy 18 de diciembre a las 20:30 desafiaremos a la espesa niebla de la ribera para adentrarnos, a través de nuestro contenedor metálico, en las profundidades de la tierra, de la mano del artista Nacho Arantegui. Dejaos llevar por la atmósfera, no tengáis miedos, y acercaos esta tarde al parque del Dance de Remolinos a descubrir una propuesta artística distinta y sugerente inspirada en uno de los poemas de David Liquen. ¡Seguro que no os arrepentís!

cartel

16
Jun
15

FIESTA-INAUGURACIÓN DE HUMO (Andrés Jarabo)

Este viernes 19 de junio a partir de las 20:00, celebramos una gran fiesta para celebrar la inauguración de nuestro nueva exposición. Esta vez hemos traído hasta nuestro contenedor rosa los proyectos artísticos del diseñador de moda Andrés Jarabo y su marca de ropa HUMO.

HUMO intenta que conceptos aparentemente tan diferentes como arte y moda se entremezclen y confundan hasta no saber donde empieza uno y termina el otro. Utilizar el mundo de la moda como una plataforma de expresión artística donde se trabajan y mezclan diferentes disciplinas creativas, es la premisa.

Y como hemos cumplido 5 años y como el verano cae bien cerca, hemos decidido aprovechar la ocasión para celebrar una gran fiesta (que motivos no nos faltan) rodeados de todos nuestros amigos. Si te pasas por el parque del Dance de Remolinos encontrarás un pequeño MERCADILLO con piezas de HUMO (nos adelantamos a las rebajas de verano), una barra de CÓCTELES y todo ello amenizado con las mezclas del DJ SWEETDRINKZ.

CARTEL_HUMO4-2

¡OS ESPERAMOS!

30
Abr
15

¡enLATAmus cumple cinco años!

Hoy hace cinco años caía un tormentón y nacía enLATAmus. Tampoco es que saliese de la tierra, aunque en el fondo eso es lo que pasó. Surgió por las ganas que unas cuantas personas de la Ribera Alta tenían de que pasase algo distinto, de que hubiera un espacio al que ir a crear, a buscar arte, a encontrarse y hablar, a proponer… Algo que no existía, y que por eso había que crear. Una idea que encontró apoyo en Demebesa y un empujón muy cariñoso en el Ayuntamiento de Remolinos y la Comarca de Ribera Alta para poder echar a andar con sus imaginarias piernas de lata. Y ya estaba,ahí surgió, entre medio de la tormenta, hace cinco años, que se han pasado tan rápido que han parecido cinco semanas.

En estos años al contenedor del Parque del Dance en Remolinos ha llegado de todo. Ha habido artistas que residen en Nueva York y otros que viven en Tauste. Sin salir de la lata hemos visitado India, la Ruta 66, el valle del Cauca. Ha habido sardinas de fieltro, poemas de hierro, pinturas urbanas, paisajes metálicos, bibliotecas… Tuvimos títeres, teatro, performance, música de los Apalaches y poetas de leyenda. Hubo un violinista en el tejado, escritores e historiadores, nos visitaron los zombis de los hermanos Marx, descubrimos la cultura colombiana y aprendimos Más de Cuba. Nuestro contenedor eXpress se fue de turismo por la comarca y los grafitis de Zaragoza llegaron hasta nuestro muro para ponerlo bonito. Los niños del colegio de Remolinos saben recitar de memoria las exposiciones que han visto en la lata como si fuesen sus cromos favoritos, y las señoras de Remolinos aplaudieron a la fresca de una apabullante actuación de música electrónica de vanguardia.

En este tiempo ha pasado lo que soñamos. Que en la Ribera enLATAmus es ya un punto de encuentro para quienes quieren crear. Que proponen ideas, que nos critican para mejorar, que preguntan qué vamos a programar… en el mapa de la cultura de la Ribera hay ahora un punto rosa. Y también en el de Zaragoza. Pero ha sido muy poco. Unas veces nos ha faltado tiempo, otras presupuesto y otras la energía necesaria, porque este es un proyecto que funciona con cabeza, pero también con pasión y entrañas. En nuestras cabezas han quedado muchos proyectos que aún no han encontrado su camino, pero lo siguen buscando y lo encontrarán. Tantas ideas que más que un presupuesto mayor necesitamos una dimensión paralela en la que programar otro enLATAmus. Quizá de otro color.

Así que cinco años no es tanto. Queremos cumplir más, hacernos más mayores, reproducirnos, que nos seduzcan, visitar otras ciudades, que nos llenéis de ideas, que sean revolucionarias, que seamos vuestros, desde aquí desde el parquecico de Remolinos. La mejor forma de celebrarlo no es una gran fiesta, es que sigáis viniendo a inventar con nosotros. A cambiar un poco el trocico del mundo al que alcanzan nuestros brazos.

¡Felicidades!

14
Abr
15

conTenedores rumano

Íbamos a mantener el misterio unos cuantos días más, poner pistas y que la gente especulara y todo eso…pero oye, somos un poco ansiosos y no podemos callarlo más tiempo…nuestro plan para el viernes 24 de abril es un….¡conTenedores!

¿Qué que es conTenedores? Bueno, bueno… ¿no lo sabes? Es una cena con tenedores dentro de un contenedor (ahí está el juego de palabras, sí), una jornada gastronómica única e irrepetible donde se conjuga el arte, la comida, la música, el juego y mucho más.
conTENEDORES_DEF-2El viernes 24 de abril a las 21:30, celebraremos la 3ª edición de conTenedores y esta vez nos vamos de viaje. Hemos preparado un menú, tanto culinario como cultural, que nos transportará muy lejos…nada menos que ¡a Rumanía! Sí sí, esta vez será un conTenedores rumano. Porque queremos conocer mejor la cultura y costumbres de esos vecinos que tenemos tan cerca y a los que, normalmente, prestamos tan poco atención. Una escapada para este puente de San Jorge al mejor precio (y sin pasar por los engorrosos controles del aeropuerto) ¡Seguro que no os lo queréis perder!

Las plazas están limitadísimas y el precio es de 20€ por persona, así que si os apetece compartir esta experiencia irrepetible con nosotros (¡quién sabe cuándo volverá a celebrarse algo parecido!), avisadnos cuanto antes. A través de nuestro email: enlatamus@gmail.com o por teléfono: 678 942 485 / 662 304 716.

¡Os esperamos!  Vă așteptăm!

07
Abr
15

Inauguración “Antihéroes” de Susana Blasco

Cartel inauguración

El próximo viernes 10 de abril a las 20:30, estrenamos nueva exposición con los “Antihéroes” de la diseñadora gráfica Susana Blasco.

Desde el 2012 Susana Blasco anda recopilando imágenes. Armada únicamente con su móvil y su filtro earlybird ha ido publicando desde entonces en su cuenta de Instagram decenas de fotos anónimas a las que ha ido añadiendo su toque “personal”. Ella misma nos cuenta que “partiendo del valor simbólico de los objetos sencillos y su interactuación con los rostros anónimos sobre los que descansan, se genera una relación que potencia las historias imaginarias que esos personajes sugieren.”

Un proyecto que se expande en el tiempo y en el espacio (por miles se cuentan los seguidores en esa red social) y que ahora viene por unos meses a poblar las paredes metálicas de nuestro micromuseo. El contenedor parece haberse transformado en un antiguo álbum familiar repleto de retratos de escéntricos antepasados.

¿De verdad os la vais a perder?
En la inauguración, como es costumbre, habrá un poco de todo: algo de picar, de beber, unas palabras,abrazos y besos (todo depende de vuestro grado de efusividad) música e incluso baile (si alguno se anima).

¡Os esperamos!

17
Mar
15

FIN DE GIRA: Fútbol, música y nacionalismos

El próximo sábado 21 de marzo, a las 19:30, la gira mundial de presentación de “Goles y banderas. Fútbol e identidades nacionales en España” llega a su fin.

Alejandro Quiroga, el autor, será nuestro invitado en enLATAmus para charrar sobre fútbol, música y nacionalismos. Habrá vino, videoclips y buena gente; y contaremos, además, con la actuación estelar de Falso 9 (Charly García + El Gran Bob) que acompañarán a Álex en un recorrido futbolístico-musical de Los Planetas a Lehendakaris muertos.

ALEX_FINdeGIRA

10
Feb
15

La Ruta 66 pasa por Remolinos

Polvo en el Neon Dominique Leyva  2

La Ruta 66 es el Camino de Santiago de nuestro tiempo. Chicago no contiene reliquias como Tours, y llegar a Los Angeles es acercarse a los pecados más que limpiarlos, pero el equivalente a la peregrinación iniciática y viaje interior que supuso el viaje hasta Compostela en el pasado es, en nuestro tiempo, la Ruta 66.

La Ruta 66, en estos meses, pasa por Remolinos.

La “carretera madre” es en Estados Unidos un camino natural que conecta Chicago con Los Angeles, uniendo la fría región de los lagos con la cálida costa pacífica. Un camino que durante siglos siguieron los pueblos indígenas, que recorrieron los colonos del “Far West”, los pioneros del ferrocarril y que en el siglo XX se ha convertido en un símbolo de la cultura estadounidense a base de referencias culturales y de magnetismo. Entre el industrializado noroeste y sus fábricas de coches y la fértil California y su riqueza de oportunidades se extendían llanuras grandes como países en las que el viaje es un estado mental.

En Albuquerque, donde nació Dominique Leyva, se cruzan el Rio Grande y la Ruta 66: un gran camino natural y una alfombra de asfalto desplegada por los humanos. Una mezcla de naturaleza y arquitectura, de lo antiguo y lo moderno que es, por sí sólo, un símbolo de los contrastes que ofrecen los viajes por ese Estados Unidos interior. Las fotos de Dominique son la primera mitad de una novela, un armazón visual alrededor del cual el escritor Carlos Castán tenía que hacer crecer su relato. Las dos mitades forman “Polvo en el neón”, editada por Tropo. Lo que ahora se expone en las paredes de enLATAmus son esas imágenes como recuerdos de un viaje imaginario que puede pertenecer a cualquiera. Señales de carretera, anuncios de neón, gasolineras, hoteles o aparcamientos, espacios en los que no se vive, en los que siempre se está de paso. Una imaginería que también nos resulta familiar aunque lo más cercano del “midwest” que hayamos estado sea Galicia. Pero, ¿por qué resulta tan familiar? ¿qué es la Ruta 66?

La Ruta 66 es al menos dos rutas. Por un lado el espacio físico concreto que aún hoy atrae hasta Estados Unidos a viajeros de todo el mundo. Por otro lado es un concepto universal, la forma moderna que tiene el viaje iniciático como metáfora de la vida. Los agricultores del medio oeste, perseguidos por la sequía y la pobreza, recorrieron sus carreteras en busca de la supervivencia. Su mísera epopeya, relatada en “Las uvas de la ira” y capturada en las fotos de Dorothea Lange, se ha convertido en un icono permanente de la pobreza y el desarraigo. Nat King Cole la convirtió en canción en los años 30, Kerouac y los escritores de la “Generación Beat” hicieron de ella un escenario en el que jugar a vivir otras vidas, fotógrafos como Robert Frank captaron el raro encanto de esos lugares de paso y pintores como Bob Indiana o Richard Estes llevaron esta iconografía hasta las paredes de los museos.

Por eso a mediados del siglo XX las canciones y las novelas se llenaron de arcenes, moteles y olor a gasolina prometiendo la escapada hacia una vida mejor, o la escapada de una vida peor. Por eso las motos de “Easy Rider”, el Kowalski empastillado de “Punto Limite Cero” imaginado por Cabrera Infante y el agobiado comercial de Spielberg en “El diablo sobre ruedas” forman parte de nuestra memoria aunque no hayamos estado allí. Y también los asesinos de James Ellroy, Janis Joplin, el Equipo A, Wim Wenders, “Thelma & Louise” o Walt White. Eso es la Ruta 66.

Pero, como el Camino de Santiago, la Ruta 66 también empieza a la puerta de nuestra casa, y el encuentro de las fotos de Dominique con las paredes de la lata nos desvela el secreto. En Estados Unidos uno puede viajar en coche durante días sin cambiar de país ni de idioma mientras que en Europa en apenas un día puede cruzar varios pequeños estados ¿dónde está el parecido?. La conexión se llama automóvil, el factor que en el siglo XX transformó nuestro mundo y rediseñó el espacio cambiando nuestra forma de percibir. El automóvil y las carreteras han dado lugar a nuevas tipologías como las gasolineras, los grandes aparcamientos, áreas de servicio y lavaderos automáticos, por poner algunos ejemplos. Y también a una nueva geometría del viaje: ahora la mirada está enmarcada por una ventanilla, y los elementos de ese país longitudinal que es la carretera se descuelgan de las fachada de los establecimientos y se alinean para ser vistos al mirar al frente desde el coche. Un nuevo lenguaje en el que, como dice Robert Venturi sobre Las Vegas, los carteles llenos de luces (neones), llenos de colores y con llamativas formas luchan por captar nuestra atención desde una larga distancia, cuando todavía vamos lanzados a muchos kilómetros por hora. La memoria de un viaje en coche no sólo está en los valles y las llanuras, sino en los puentes, túneles, estaciones de servicio o peajes y estos no sólo están en Estados Unidos. Los vemos a diario en nuestros desplazamientos, cuando viajamos en vacaciones, en las carreteras de la comarca camino de Cinco Villas o de Zaragoza. Gasolineras, ventas, áreas de descanso, aparcamientos de camiones… el lenguaje de los lugares (y “no lugares”) creados por y para el automóvil es hoy en día universal. No sólo es parte de la cultura popular del siglo XX de la que participamos a través de la literatura, el cine, el arte o la música. También es parte, por imitación, asimilación o reinterpretación, de nuestro propio espacio y nuestro propio imaginario del viaje.

Hasta el 5 de abril la Ruta 66 pasa por el Micromuseo enLATAmus en las fotografías de Dominique Leyva. Y nos inspiran viajes, películas, libros, huídas, desencantos, encuentros, aventuras, fracasos… Desde Albuquerque o desde Remolinos, el viaje está a la puerta de tu casa.

Polvo en el Neon Dominique Leyva 1




Quiénes somos

Ana Gustrán Loscos
David Giménez Alonso
Carmina Gustrán Loscos
Luis Miguel Ortego Capapé
Marta Lahuerta Orte

CONTACTO:
enlatamus@gmail.com
619 632 640
https://www.facebook.com/Enlatamus

Cuando llegues a Remolinos…

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 26 seguidores

Y también estamos en Twitter